Getty Images

Wimbledon 2017: Un nuevo renglón de oro en la leyenda llamada Federer

Wimbledon 2017: Un nuevo renglón de oro en la leyenda llamada Federer

El 16/07/2017 a las 17:54Actualizado El 16/07/2017 a las 18:02

Roger Federer ya tiene su octavo título en Wimbledon. Por primera vez el suizo ha conquistado el All England Club sin ceder ni un solo set, en un paso prácticamente inmaculado que le ha valido, a sus 35 años, para convertirse en el más laureado del Grand Slam londinense de la historia. En la final, no encontró rival en Marin Cilic que tuvo que ceder ante la superioridad del suizo.

Pero la gesta del suizo en la Centre Court va todavía más allá. El estilo grácil, como si no costara, dejando sin opciones a cuantos rivales se le ponían por delante. Wimbledon es su hogar tenístico y lo ha vuelto a demostrar cinco años después de su último título en el Grand Slam por antonomasia de la hierba, superficie que solamente se juega durante un mes al año. Además ha conseguido no ceder un set durante todo el torneo por primera vez desde que lo consiguiera el sueco Bjorn Borg.

Roger Federer

A todo ello hay que añadir una nueva muesca al palmarés del tenista de Basilea, que sigue demostrando que es el más laureado de todos los tiempos, con su 19º título grande, cuatro más que los conseguidos por Rafa Nadal, que fue eliminado en octavos de final por el luxemburgués Gilles Muller.

A cada gesta de Federer su nivel en el olimpo del deporte mundial aumenta, ya no solamente teniendo en cuenta el tenis, y es que el suizo se ha ganado con creces un puesto en lo más alto. Si en 2003, en su primer título en Londres, ninguno de sus cuatro hijos había nacido, sin poder ver en la pista a su padre, en el octavo lo cuatro han disfrutado en la grada de cómo se lo pasaba literalmente como un niño el suizo.

Si la semana de Federer ha sido inmejorable, a la de Cilic únicamente le ha faltado el broche de la final. Quizás por ello le pudo la presión de verse superado rompiendo a llorar en la mitad del segundo set. Lágrimas de frustración de un tenista que en su primera presencia en la final de Wimbledon tuvo que lidiar con una lesión en su pie, pero que ha demostrado ser uno de los tenistas más fuertes en hierba del circuito.

Marin Cilic rompe a llorar en plena final de Wimbledon

Marin Cilic rompe a llorar en plena final de WimbledonGetty Images

Pero cuando el que está en frente es el rey absoluto de la superficie a lo largo de la historia, mucho tienes que hacer para no quedar derrotado, como el resto de los seis tenistas que tuvieron que intentar ganar a Federer. Un jugador que en ocasiones parece dejar de ser humano, convirtiéndose en una máquina perfecta de jugar al tenis y más si el verde está de su lado. Larga vida al rey Federer.

Federer
0
0