Con Campazzo como director de operaciones y todo el equipo enchufado desde el triple, parecía que el Real Madrid sufriría menos de lo previsto ya que, de inicio, se mostraba muy superior en todas las facetas del juego a un rival que arrancó con una marcha menos y no sabía como frenar las acometidas del líder de la ACB.
El base argentino, con tres de los seis triples convertidos por los blancos en los primeros diez minutos -en los que sumó trece puntos y 17 de valoración-, se hizo dueño y señor del choque, bien secundado por su compatriota Gabriel Deck y por Llull.
Atrás, Usman Garuba se convertía en la sombra de un por entonces apagado Tornike Shengelia, reflejo de la mala puesta en escena de los jugadores que entrena Dusko Ivanovic, que solo sumaron 14 puntos de valoración por 42 de los madridistas tras un primer cuarto de claro color local (32-18, min 10).
Baloncesto
Bombazo a la vista: Gabriel Deck podría fichar por el Barça
02/08/2021 A LAS 12:06
El segundo acto el guión fue muy diferente. De la mano de un desatado Henry, el Kirolbet Baskonia se enchufó al partido con un parcial de salida de 0-13 que le metió de lleno en la batalla.
El base estadounidense, autor de 19 puntos en la primera mitad, fue el revulsivo de un equipo que sacó el carácter que le faltó en los minutos anteriores. Una canasta bajo aro de Shengelia culminó la remontada y dio a los suyos la primera ventaja de la tarde tras diecisiete minutos de dominio blanco (36-37).
La defensa del Baskonia cegó todas las vías de ataque a los jugadores de un Pablo Laso que no encontraba soluciones en el banquillo. El acierto del inicio desapareció y, si en el primer cuarto fueron capaces de anotar 32 puntos, en el segundo se quedaron en seis.
Con un parcial para los visitantes de 21-6 en esos diez minutos, el partido llegó al intermedio con mínima ventaja baskonista y todo por decidir en la segunda parte (38-39, min 20).
El intercambio de golpes desde todas las posiciones y la lucha por cada balón mantuvieron la igualdad y la emoción durante todo el cuarto aunque los vitorianos, con Shengelia aumentando sus prestaciones y Fall haciendo mucho daño bajo el aro, ganaban a los puntos y fueron capaces de llegar por delante a los diez minutos decisivos (60-63, min 30).
El Real Madrid metió una marcha más a su juego y decidió irse a por el triunfo. A sendos triples de Campazzo y Thompkins le siguieron dos robos de balón culminados en contraataque. Ivanovic tuvo que parar el partido para frenar a un equipo blanco que salió más enchufado al cuarto final.
Un triple desde la esquina del italiano Polonara devolvió la ventaja al Kirolbet a cuatro minutos y medio del final. Su equipo había resistido la rebelión blanca y empezaba a creer en sorprender al líder en una cancha inexpugnable esta temporada.
Cuando estaba contra las cuerdas, con seis abajo a dos minutos del final, Campazzo enchufó su séptimo triple. Llull, desde la misma distancia, empató cuando faltaban 40 segundos, aunque un mate a una mano de Shengelia acabó con las ilusiones de un Real Madrid que tuvo un tiro para ganar, pero Llull falló desde su campo el triple que le hubiese dado el triunfo.
Baloncesto
El exazulgrana Adam Hanga ficha por el Real Madrid
23/07/2021 A LAS 18:12
Baloncesto
El Real Madrid hace oficial el fichaje de Heurtel
06/07/2021 A LAS 10:18