Los Bucks tiraron de galones de los campeones de la NBA y se pasearon en el United Center sin despeinarse, con un griego Giannis Antetokounmpo que anotó 18 puntos, recogió siete rebotes y repartió nueve asistencias en 29 minutos en la pista, antes de descansar en el cuarto período, con el encuentro ya sentenciado.
El mejor de los Bucks fue Grayson Allen, el enemigo número 1 de los aficionados de los Bulls por causar una grave lesión a Caruso en febrero, quien metió 22 puntos, con un cinco de siete en triples.
NBA
Doncic lidera a los Mavs para igualar la serie a los Suns; Harden y Embiid se salen ante Miami
09/05/2022 A LAS 07:31
Sin Middleton, que se perderá lo que resta de esta serie por una lesión de rodilla, Bobby Portis brilló desde la línea de tres puntos con cuatro tiros conectados. Acabó con 18 puntos y 16 rebotes.
El español Serge Ibaka, que había perdido protagonismo en las últimas semanas, anotó cinco puntos y recogió seis rebotes en ocho minutos en la pista, tras salir a competir en el último período.
La contundente derrota de los Bulls se refleja en los pésimos números de sus estrellas, en particular DeMar DeRozan, que solo anotó once puntos, y Zach LaVine, que metió quince.
El montenegrino Nikola Vucevic fue el mejor de Chicago, con 19 puntos, pero sufrió mucho en los rebotes y apenas capturó seis. Hace tres días, había recogido trece y DeRozan había sido el matador con 41 puntos.

Paul lidera las operaciones en el último cuarto

A punto de cumplir 37 años, Paul se encarga de recordar noche tras noche que es uno de los mejores bases de la historia de la NBA.
En un encuentro muy complicado -el primero sin Booker tras una lesión en los isquiotibiales que le dejará fuera de dos a tres semanas-, Paul impartió una clase magistral con 28 puntos (10 de 18 en tiros), 4 rebotes y 14 asistencias sin registrar ni una sola pérdida de balón.
Paul se reservó lo mejor de su show para un cuarto parcial en el que fue el amo y señor: 19 puntos, con 7 de 10 en tiros, y la sensación de que manejaba lo que pasaba en todos los lados de la cancha.
El base contó además con el gran respaldo de Deandre Ayton, enorme con 28 puntos y 17 rebotes para suplir a Booker.
Los muy meritorios Pelicans, que lo intentaron todo pero que acabaron sucumbiendo en el desenlace ante Paul, tuvieron como líderes a los excelentes Brandon Ingram (34 puntos y 7 rebotes) y CJ McCollum (30 puntos, 4 rebotes y 7 asistencias).
El español Willy Hernangómez no tuvo hueco en la rotación de los Pelicans mientras que su compañero José Alvarado, estadounidense de raíces puertorriqueñas y mexicanas, firmó otra notable actuación con 9 puntos, un rebote y una asistencia en 17 minutos.
Los Suns tuvieron una noche de pesadilla desde el triple (4 de 26) pero lo compensaron con 64 puntos en la pintura.
El cuarto partido de la serie se jugará el domingo también en Nueva Orleans.

Young mantiene viva la esperanza de la remontada

Jimmy Butler tuvo un triple sobre la bocina para ganar el partido, pero la estrella de los Heat falló ese tiro a la desesperada tras un último cuarto de remontada local (35-24).
Trae Young (24 puntos, 4 rebotes y 8 asistencias), Bogdan Bogdanovic (18 puntos, 8 rebotes y 6 asistencias) y De'Andre Hunter (17 puntos) fueron los mejores en un triunfo crucial para los Hakws después de haber perdido los dos primeros partidos de la eliminatoria en Miami.
Tyler Herro (24 puntos, 7 rebotes y 4 asistencias), Jimmy Butler (20 puntos, 10 rebotes y 8 asistencias) y Max Strus (20 puntos) destacaron en los Heat.
Antes de ese emocionante final, el partido pasó por diferentes fases de dominio para ambos equipos.
Los Hawks llegaron al descanso con ventaja (61-54) tras un fantástico segundo cuarto (39-30) en el que brillaron en la puntería desde el perímetro.
Los Heat reaccionaron de maravilla en la reanudación (16-31 en un inapelable tercer cuarto para los visitantes) y se presentaron en el último cuarto por delante (77-85), pero en los últimos doce minutos se vinieron abajo ante unos Hawks más decididos y acertados.
Este tercer encuentro de la serie comenzó con casi una hora de retraso debido a la aparición de un paquete sospechoso en las inmediaciones del estadio State Farm Arena de Atlanta.
Los responsables del recinto explicaron tras el partido que ese paquete se encontró en la puerta 2 del estadio, por lo que se activó el dispositivo de seguridad y se cerraron varias puertas del estadio hasta que las autoridades confirmaron que no había ningún peligro.
El cuarto partido entre los Hawks y los Heat se disputará este domingo también en Atlanta.
NBA
Miami se mete en semis de conferencia; Ja Morant pone el 3-2 ante los Wolves y los Suns se adelantan
27/04/2022 A LAS 07:23
NBA
Bucks y Heat sentencian; Denver cobra vida ante los Warriors e igualdad máxima en el Suns-Pelicans
25/04/2022 A LAS 08:50