Neuville, a sus 22 años consiguió triunfar en uno de los eventos con más historia y más legendarios del mundo del motor ayudado por Nicolás Gilsoul como copiloto de su Peugeot 207 Super 2000 del equipo belga-luxemburgués.
Para ello, ha tenido que convertirse en el ganador más joven de los cinco años de historia de la IRC, superando el récord de Anton Alen, que ganó a los 24 el Rally de Rusia en 2007.
Neuville inició la tercera etapa, la más larga sobre asfalto con 138,44 kilómetros, con una ventaja de 23,4 segundos. A pesar de que dejó caer unos preciosos segundos por su decisión de llevar dos ruedas de repuesto, volvió a la cabeza tras conseguir el tiempo más ráìdo en las siguientes tres etapas soleadas, lo que le permitió abrir brecha con sus perseguidores.
IRC
Neuville aguanta líder en Córcega
13/05/2011 A LAS 21:08
Jan Kopecky recortó 14,5 segundos al liderato de Neuville tras ganar la primera etapa del sábado, al tratarse de un trazado más suave y largo y donde se apreciaban más las diferencias en el diferencial trasero y el equilibrio general del coche. Aunque logró muy buenos tiempos, no fue suficiente para desbancar a Neuville de la primera plaza y volvió a conseguir la segunda etapa al volante de su Skoda Motorsport Fabia S2000.
Freddy Loix finalizó tercerdo con su BFO Skoda Rally Team Fabia y sumó cinco puntos en la carrera por el título de pilotos. Además, el piloto belga confesó que no había tenido "buen feeling" con suc coche para competir por su séptima victoria en una prueba del IRC.
De hecho, Loix permanecía cuarto, por detrás de Andreas Mikkelsen y no logró superar al joven piloto noruego hasta que sufrió un pinchazo que le tuvo parado durante más de tres minutos. Mikkelsen, cuyos mecánicos completaron un gran trabajo en el Skoda UK Motorsport, no pudo subirse al cajón finalmente y terminó la prueba en sexta posición.
El francés de Peugeot Bryan Bouffier comenzó el último día en sexto lugar pero se abrió paso hasta la cuarta plaza gracias a una conducción más agresiva. Desgraciadamente, su remontada vio su fin cuando tuvo un accidente en la última etapa.
Pierre Campana consiguió el segundo mejor tiempo el test inaugural del sábado en su Munaretto Peugeot. Pero tras perder algunas posiciones en la siguiente etapa por unos problemas de comunicación, el piloto local prefirió mantener la posición en el Rally corso antes que arriesgar y tener que abandonar en su primera aparición en un Super 2000. El accidente de Bouffier le permitió finalizar en una sorprendente cuarta plaza.
El francés Julien Maurin superó los problemas en los frenos y el desgaste de sus neumáticos para conseguir los primeros puntos en el IRC a bordo de su Ford Fiesta M-Sport S2000 con una séptima plaza. Los problemas con los frenos también afectaron a Bruno Magalhaes en el segundo día, pero el Peugeot Sport del portugués fue capaz de conseguir mejores resultados para acabar en la quinta plaza.
El finés Toni Gardemeister, en un TGS Worldwide Skoda Fabia, sumó puntos por tercera prueba consecutiva al terminar octavo después de tener que experimentar con las distintas configuraciones de su coche. El finés tuvo que lidiar, además, con una caja de cambios rota en la última etapa. Patrik Sandell fue noveno en su debut en IRC con Skoda Sweden y con el local Jean-Mathieu Leandri luchando por detrás.
Sandell, que era favorito al podio final antes de la carrera, nunca encontró la configuración óptima, a pesar de sus esfuerzos que ayudaron a arreglar un diferencial roto el sábado por la mañana. Toshi Arai, con su Subaru’s R4-specification Impreza terminó decimotercero.
Rally Corsica
Neuville toma el mando en Córcega
12/05/2011 A LAS 19:40