Hagámoslo conscientes de que la dificultad es alta, la posibilidad de fallo muy cierta y, llegado el caso, el castigo feroz.
La edición número 45 del campeonato del mundo en la era Crucible, en Sheffield, se presenta como una de las más abiertas y jugosas de los últimos años. Desde luego, me parece también la más deseada. El Crucible recupera la primavera, la efervescencia, el bullicio de la ciudad y la presencia (prudente) de público. Si la suerte nos acompaña una pizca, y si todo el mundo se porta como es debido, nunca más volveremos a cantar un 147 silencioso, como aquel de John Higgins el pasado verano. Vuelve por tanto el trasiego de gente. Vuelven los espacios reducidos de ese teatro mágico, las toses, el comentario jocoso a destiempo, el jugador mosqueado con el tío que se ha movido en su línea, el espectador adormilado y el espectador ebrio, el ambiente de remontada, ese 'come on, Ronnie' sin el que no sé cómo hemos podido vivir...

Mundial 2020, Wilson-O'Sullivan (final): La leyenda del Cohete alcanza su sexto título (8-18)

Campeonato Mundial
¡Tenemos campeón! Selby, nuevo rey del snooker mundial
03/05/2021 A LAS 18:46
Todo esto, lejos de ser atrezo, posee su importancia relativa en términos estrictamente deportivos. Como bien avisó en su día el ahora jubilado Alan McManus, los calores estivales de 2020 propiciaron un ambiente competitivo muy incierto. Pese a afanarse día tras día, los operarios del circuito no terminaron de dar con la tecla para evitar el comportamiento impredecible de las mesas, especialmente en los apoyos en banda. El retorno parcial a la normalidad debería favorecer en esta edición a los grandes favoritos.
[Todos los resultados del campeonato del mundo de snooker 2021]
El favorito es desde luego Judd Trump. Ronnie O'Sullivan partirá como defensor de su sexto título, el obtenido hace sólo unos pocos meses en la última final, contra Kyren Wilson. El Cohete será, por tanto, el primer cabeza de serie del torneo. Trump, como número uno del mundo, viajará por el otro extremo del cuadro. Como es habitual, los 16 mejores del ránking se han ahorrado las rondas previas y han sido ubicados cada cual en su respectivo lugar predeterminado. Los 16 'qualifiers' (los que han superado la durísima fase de clasificación) fueron sorteados el jueves por la mañana. El panorama resultante es el siguiente:

Primer cuadrante:

  • 1 Ronnie O'Sullivan vs Q. Mark Joyce
Será el primer partido del torneo, este mismo sábado 17 de abril. La última vez que Ronnie defendió un título mundial, allá por 2013, arrasó a todo quisque pese a haberse tomado el año sabático. Esta temporada ha jugado cinco finales, pero inusualmente las ha perdido todas. El Cohete quiere su séptimo entorchado, el que igualaría el récord de Stephen Hendry justo en el año del regreso del Rey. Para conseguirlo, deberá jugar mucho mejor de lo que ha hecho en todo el curso. El sorteo, al menos, le ha sido favorable: Mark Joyce, debutante en el Crucible tras 15 años en el circuito, tratará de cortarle el ritmo con mesas tácticas y juego lento. Es el número 46 del mundo. Igual que Ronnie, asegura que las técnicas de entrenamiento SightRight le han ayudado mucho desde hace algún tiempo. Siempre ha padecido una insoportable tendencia al fallo en el momento crítico, pero esta vez no tiene nada que perder. Con todo, incluso un Ronnie O'Sullivan mediocre debería superar el escollo. Si lo logra, puede disfrutar de un cuadro asequible hasta las semifinales.

Mundial 2020, O'Sullivan: "Nunca soñé cuando era niño estar aquí"

  • 16 Anthony McGill vs Q. Ricky Walden
Las dos históricas semifinales del campeonato del mundo 2020 acabaron en sendos 'deciders'. McGill perdió el suyo, quizá el 'frame' más apasionante de todos los tiempos, frente a Kyren Wilson. Este año, recuperada por muy poco la condición de top-16, Anthony dispone de una nueva oportunidad en uno de los cuadrantes más inciertos. Al pelirrojo escocés le ha caído un 'qualifier' muy peligroso: Ricky Walden tiene experiencia también en el Crucible con una sola mesa (fue semifinalista en 2013), y poco a poco va recuperando las prestaciones que lo llevaron a ser el número seis del mundo. Será un partido previsiblemente igualado y muy tenso entre dos especialistas en partidos largos.
  • 9 Ding Junhui vs Q. Stuart Bingham
A Ding le ha tocado la china (entiéndanme). Stuart Bingham era el más peligroso de los jugadores procedentes de la previa. Hablamos de todo un reciente campeón del Masters. De un falso no top-16. Un jugador que por calidad aún pertenece a la élite del circuito. Bingham es, a mi entender, uno de los ocho principales candidatos al título, incluso por encima del siempre impredecible Ding Junhui. Viene, además, en buena forma, tras arrasar a Luca Brecel en la última ronda de clasificación. El dragón del este, por el contrario, anda centrado en el funcionamiento de su nueva academia en Sheffield y en la formación de los jóvenes talentos de su país. Está nostálgico por culpa del maldito virus, que lo ha mantenido meses alejado de su familia. Siempre he pensado que Ding nos dará la sorpresa algún año, quizá el más inesperado, y conquistará por fin el Crucible. Pero me sorprendería tanto que este año me sorprendiera... Ojo con él, de todas formas. Habrá que verlo. Imperdible este partido entre el finalista de 2016 y el campeón de 2015.

Stuart Bingham logra un 147 y se sitúa cuarto en la clasificación de todos los tiempos

  • 8 Stephen Maguire vs Q. Jamie Jones
Stephen es otro de los jugadores más impredecibles del mundo. Si todos estamos hartos de la pandemia, él lo está dos veces. No puede más con su alma, con el aburrimiento de la habitación y con la maldita sede de Milton Keynes. Estoy convencido de que el retorno parcial a la normalidad en este campeonato del mundo le irá muy bien. Pero, claro, no se encuentra en su mejor momento de juego o resultados. Casi se antoja un cabeza de serie vulnerable. El aire fresco y una sede distinta ya le sentaron fenomenal en el abierto de Gales. Jamie Jones, el guerrero galés, ha regresado más fuerte que nunca en su primera temporada tras la sanción. Pese a comenzar el curso con cero puntos, se va a meter en el top-64 de la clasificación mundial. Hizo semifinales en Escocia y ha superado las previas con un altísimo nivel competitivo. Lo pasó muy mal, estuvo a punto de arrojar la toalla. Por algo lo llaman el guerrero galés. Fue cuartofinalista en el Crucible en 2012. Es un hueso, tácticamente muy bueno. Si logra desesperar al Merlín de Milton, tendrá posibilidades.

Segundo cuadrante:

  • 5 John Higgins vs Q. Tian Pengfei
No debería haber historia. John Higgins está pletórico, jugó el mejor snooker de su vida (quién lo iba a decir, válgame el cielo) en el The Players Championship y uno diría que con la mitad de lo exhibido allí debería aspirar a ese quinto título mundial que le ha sido tan esquivo. Ha jugado tres veces con Tian y siempre le ha ganado. El chino ha sido una de las sorpresas de las clasificatorias. Orgulloso miembro del club de los pesados, jugó una fabulosa primera sesión en su último partido para eliminar al campeón de 2006, Graeme Dott. Tian estuvo especialmente inspirado en la construcción del 'break'. Su problema es que por muy bien que juegue, por mucho que afine en lo táctico y por muchas bolas tensas que meta, por mucho que se agarre a la mesa y alargue las sesiones, John será siempre mejor en todo lo que Tian es bueno. Se supone.

Mundial 2020: ¡John Higgins logra un 147 tras ocho años del último en el torneo! Revívelo íntegro

  • 12 Mark Williams vs Q. Sam Craigie
Podríamos ver un duelo de octavos entre dos legendarios miembros de la clase del '92. Podríamos tener una pequeña revancha de la final de 2018, aquella que Willo le ganó a Higgins porque tiene la cara más dura que el escocés. Antes, el hijo del minero galés tendrá que sacudir un par de ganchos al segundo y último debutante de esta edición, Sam Craigie. El talentoso, el díscolo Sam asegura haber jugado lejos de su mejor nivel en las clasificatorias, pero aquí está. Derrotó en el 'decider' a Zhao Xintong tras un partido de notable calidad por parte de ambos. Craigie es el mejor jugador inglés de su generación. Hace sólo tres años estaba en la Escuela. Ha llegado un poco tarde al Crucible y al top-64, pero no debería bajarse de ahí en dos décadas. Apenas se habla de Mark Williams, y eso que acaba de ganar un torneo de ránking (las Pro-Series), tres años después. Mark lleva unos meses haciendo cosas raras, excéntricas, sacando por abajo, jugando demasiado rápido, haciendo como que con él no va la historia... Nos vacila a todos. Willo aún tiene snooker para ganar esto por cuarta vez.
[Sigue en directo todos los resultados del mundial de snooker 2021]
  • 13 Mark Allen vs Q. Lyu Haotian
Mark Allen, campeón de campeones esta temporada, es otro de los potenciales campeones del mundo con los que nadie cuenta en esta edición. Sin embargo, el revólver de Mark guarda una bala dorada para el Crucible. Tiene 35 años. Ha perdido algunos puestos en la clasificación mundial (el Champion of Champions no es torneo de ránking) y su condición de top-16 peligrará la próxima temporada si no se pone las pilas. Sólo ha hecho unos cuartos de final este año en torneos puntuables (Abierto de Gibraltar). Pero se le caen las centenas de los bolsillos. Está excelso en la construcción del 'break', con ese estilo suave y corto, sin hacer ruido, que lo convierte en un jugador excepcional. Debería meterle un buen repaso a Lyu Haotian. El jugador chino, finalista en La India en 2019, debutó un año antes en el Crucible y derrotó a Marco Fu. Es un chico con notable talento (como todos), templanza y tesón. También es un poco carapán. Mark debe sentar la cabeza para aspirar al título. Porque tiene snooker para ganarlo.
  • 4 Mark Selby vs Q. Kurt Maflin
Con permiso del Ding-Bingham, este Selby-Maflin me parece el partidazo de la primera ronda. Imagino a Selby mesándose los cabellos al conocer el sorteo, pensando que hubiera preferido a cualquier otro rival. Que me den a Carter, habrá mascullado Mark, que me den a Bingham si hace falta, pero a Maflin no, hombre, a Maflin no... Y es que Kurt es temible, una auténtica bestia, incontenible cuando ha entrenado lo suficiente y encuentra la inspiración. Mark Selby, el legendario torturador, no se va a asustar a estas alturas, pero sí es muy consciente de que el vikingo puede sacar de la mesa a cualquiera si tiene el día. Y eso es justo lo único que no quiere alguien como Selby, un tipo de repente lúcido, que te coge por banda y no te deja jugar. Fue justo lo que le sucedió a Higgins en 2020. Este año no dábamos un duro por el noruego en las previas. Sin embargo, llegado aquí, Kurt Maflin es capaz de cualquier cosa a poco que entrene dos días con su buen amigo Jimmy White. Selby y Maflin, además, disputaron en 2015 un encuentro de primera ronda muy recordado. Un Selby defensor del título, que afrontaba la maldición del Crucible, estuvo a punto de quedar eliminado. Kurt le ganó cinco mesas consecutivas. Mark tuvo que hacerse con las dos últimas arriesgando mucho más de lo que a él le suele apetecer. Choque de estilos y personalidades. Plato fuerte.

Selby reacciona firmando un espectacular 143, el break más alto del torneo

Tercer cuadrante:

  • 3 Neil Robertson vs Q. Liang Wenbo
Mismo partido de primera ronda para Neil que en 2020. Son dos viejos conocidos Robbo y Liang. Sus enfrentamientos, además, suelen salir entretenidos. Robertson hizo un 147 en la final del UK Championship 2015. Con Liang nunca sabes qué esperar, y eso es lo divertido. Sin embargo, el cara a cara entre ambos nos figura dominado con claridad por el australiano, porque es mejor jugador y porque le va bien el estilo atrevido del chino. Liang Wenbo no puede con Neil Robertson desde el año 2013. Neil es el hombre más en forma del circuito. Está descansado, está fuerte, está pletórico. En condiciones normales, victoria contundente para Neil... y a pensar en octavos.

¡Se supera a sí mismo! Robertson logra un 142 ante Lu

  • 14 Jack Lisowski vs Q. Ali Carter
Jack Lisowski lleva tres años entrando en el Crucible como cabeza de serie, pero nunca ha disfrutado de un sorteo sencillo. En 2019, le tocó bailar con Carter... y perdió. En 2020, con McGill... y también perdió. Por perder, Jack ha perdido tres finales esta temporada, todas con su buen amigo Judd. Se le resiste ese primer título de ránking. Ali Carter es doble finalista en el Crucible. Hace poco, implementó un cambio radical en su estrategia de juego. “Llevo toda la vida jugando un snooker clásico, y no me ha funcionado. Debo ser mucho más agresivo. Jugar como estos chicos jóvenes”, vino a decir. Pues le está yendo bien. Ali Carter ha superado las previas con personalidad, con gran juego largo, siendo muy incisivo. Tiene experiencia y tiene calidad. Mal sorteo otra vez para Lisowski. Pero Jack va siendo cada día un poco más fiable. Durante este curso ha conseguido que lo imaginemos perfectamente jugando la final del campeonato del mundo. Y eso ya es mucho.
  • 11 Barry Hawkins vs Q. Mathew Selt
Dos jugadores en buen momento. Progresando muy adecuadamente Barry Hawkins, con picos llamativos de forma esta temporada que han llegado a recordar al mejor Barry, al finalista de 2013 y al hombre con el mejor récord en el Crucible la pasada década; de repente en forma Matthew Selt, quien regresa al teatro de los sueños del snooker mundial seis años después. Ambos se midieron en la primera ronda del campeonato del mundo de 2015, con victoria para Hawkins en el 'decider'. Este año, Matthew alcanzó las semifinales en Gibraltar, eliminando por el camino entre otros a Barry. Selt, la roca de Romford, está quizá ante su gran oportunidad de brillar en el Crucible. Hawkins no renuncia a su sueño de ser, por qué no, campeón del mundo.
  • 6 Kyren Wilson vs Q. Gary Wilson
Se habla poco del subcampeón del mundo antes del comienzo de esta edición. Se habla menos de lo que se debería, quizá, pese a que Kyren ha añadido un cuarto título de ránking a su palmarés, pese a la solidez mostrada contra rivales de menor ránking y, sobre todo, pese a su reciente inspiración en la producción de centenas (con récord absoluto en un torneo: 23 centenas en el campeonato de Liga). Kyren es, cómo decirlo, el sexto en discordia. Todo el mundo pone por delante en las apuestas a Trump (por supuesto), a Ronnie (por ser Ronnie), a Robbo (porque realmente está mejor), a Selby (por su notable progreso) y a Higgins (por la exhibición en el The Players Championship). ¿Pero qué pasa con Kyren? Kyren se lo tiene que volver a ganar. Su fiabilidad en el Crucible (ha hecho al menos cuartos de final en cada una de las últimas cinco ediciones), se pone a prueba frente al semifinalista de 2019, Gary Wilson. Muy mala temporada la de Gary, salvada en estas previas para el campeonato del mundo. Ambos ya se enfrentaron en el Masters (cuando Trump y Lisowski dieron positivo por coronavirus, y Gary entró por la puerta de atrás). También jugaron en el UK hace años. Completan aquí la Triple Corona. Kyren es muy favorito.

¡Mesa perfecta! Wilson se marca un 147 en un break sensacional

Cuarto cuadrante:

  • 7 Shaun Murphy vs Q. Mark Davis
Dieciocho años después, Shaun Murphy y Mark Davis se vuelven a cruzar en la primera ronda del campeonato del mundo. Es curioso que Shaun siga muy arriba en algunos pronósticos, porque no ha demostrado gran cosa durante la temporada (es vigesimotercero en la lista anual de puntos). Bueno, se trata del Mago. Mark Davis ha superado las rondas previas del torneo por undécima vez (récord absoluto) a los 48 años. Pese a su estampa de tipo elegantemente clásico, Mark es un jugador de ataque algo caótico. Finalista del Abierto de Inglaterra en 2018, tiene experiencia y capacidad, pero nunca ha alcanzado los cuartos de final en el Crucible. Ese es su difícil objetivo. Quizá yo esté equivocado, pero percibo a Shaun como un cabeza de serie vulnerable. Favorito, aunque vulnerable.
  • 10 Yan Bingtao vs Q. Martin Gould
Ay, Yan. El campeón del Masters estaba tan tranquilo en su casa, comiendo cualquier cosa comprada en la tienda de la esquina, cuando le han dicho que le tocaba jugar con Martin Gould. No, no se ha atragantado. Yan ha deglutido el bocado con calma, como siempre. Se ha levantado, ha agarrado el taco y ha pensado vale, ahora voy a practicar, y se ha recordando que a ese Gouldy le ha ganado tres de las cuatro veces que se han cruzado. Sabe que el formato le va bien. Confía en que un día llegará su hora de conquistar el Crucible. Quizá este año sea demasiado pronto, todo a su debido tiempo. Porque Yan Bingtao no tiene prisa. Martin Gould es uno de los jugadores más queridos por el pueblo de Sheffield. El año pasado, por estas fechas, andaba redactando su carta de despedida. Pensaba jubilarse. Después, para su propia sorpresa, superó las previas y jugó dos partidazos en el Crucible. El 'pinner potter' no ha gozado de mucho éxito en el campeonato del mundo, pero aún no ha escrito la última página de su historia.
  • 15 David Gilbert vs Q. Chris Wakelin
Son buenos amigos. David y Chris suelen practicar juntos, y eso reconforta cuando no estás en tu mejor momento. El granjero furioso apura sus días como top-16 mientras trabaja, humilde e incansable como siempre, para recuperar el genio que lo hizo parecer un probable campeón del mundo hace ahora justo dos años. Dave está muy lejos de aquello, por desgracia, pero él acudirá con sus calcetines de la suerte y con el empeño de cada día, y llevará también consigo esa calidad asombrosa que un día sacó. Chris, por su parte, ha superado las previas por segunda vez. Lo ha hecho cuando estaba jugándose la tarjeta (“no lo he pasado peor en mi vida”, dijo tras superar el mal trago). Como número 63 del mundo, Chris Wakelin es el segundo jugador con peor ránking de los clasificados para el cuadro final. Pero él se siente mucho mejor de lo que dice ese número. Confía ciegamente en su gesto natural de brazo. Hace tres años, en su debut, llevó al 'decider' a un Judd Trump que aún no había destapado el tarro de las esencias. “Ahora soy muchísimo mejor jugador”, amenaza.
  • 2 Judd Trump vs Q. Liam Highfield
Si se pudiera proclamar a un ganador del sorteo, ese sería Judd Trump. Que le den otro título de ránking para su colección. Lo cierto es que se antoja dificilísimo imaginar un escenario en el que el número uno pase siquiera algún apuro antes de los cuartos de final. Sin embargo, no sería la primera vez que Trump llega como favorito y se da un hostiazo. A ver, no hay indicios para sugerirlo. El Trump bueno, el as que se guardaba bajo la manga el snooker mundial, lleva dos años y medio destrozando registros, persiguiendo vorazmente cualquier trofeo que se le ponga por delante. Ya se cansará, pensábamos. Pero aún no se ha cansado. Si gana su segundo título mundial... Bah, no voy a aburrir con números. Highfield es una bicoca, sobre el papel, para Trump. Se trata de un jugador desordenado e inseguro que disputará su segundo partido en el Crucible. Pero, cuidado, aquí no se llega de gratis. Liam se ha cargado al pequeño dragón saltarín, a Zhou Yuelong, con una insospechada solidez. Es cierto que Zhou, brillante en la ronda anterior, jugó un poco con el depósito vacío. Pero no, no se puede pensar razonablemente que Trump vaya a sufrir. ¿O sí?

¡Judd Trump logra el quinto 147 de su carrera!

Que cada cual haga su proyección del cuadro. Un servidor la ha hecho, pero esta vez no se mojará en público. Comenzamos este sábado, día 17 de abril, a las 11 de la mañana con el partido de Ronnie. Que nadie se despiste. La final se disputará, a lo largo de cuatro sesiones, entre los días 2 y 3 de mayo, domingo y lunes respectivamente. Serán en total 17 jornadas de snooker casi ininterrumpido en Eurosport, hasta coronar al nuevo campeón del mundo.
Ahí estaremos los de Eurosport: Arturo Pérez, Martín Pérez, Rubén Fernández. Fran Sánchez Ruiz, David Alcaide y este que firma, Sergio Manuel Gutiérrez.
Será el año del séptimo título de Ronnie, quizá. O será el segundo de Trump. O el segundo de Robbo, o el cuarto de Selby o incluso el de Willo, o el quinto de Higgins, o el primero de Kyren, o de Ding o de algún otro. No importará tanto el destino como el camino que haremos al narrar.
Hay quien no lo entiende, pero cada vez son menos.

POR SERGIO MANUEL GUTIÉRREZ

Campeonato Mundial
¡El mago no se rinde! Gran sesión matinal de Shaun Murphy
01/05/2021 A LAS 11:44
Campeonato Mundial
El error que condenó a Trump ante Murphy: así fue su eliminación
28/04/2021 A LAS 21:47