Doha, 25 feb (EFE).- Carla Suárez reconoció este martes tras ceder ante la checa Petra Kvitova en el Abierto de Catar que le había faltado estar al nivel de ella, y que la checa había jugado "a un nivel muy extremo".
"Ella estaba jugando a un ritmo muy, muy alto", dijo Carla a EFE. "Parecía que todo era a cara o cruz. Yo al principio estaba más fresca, mejor plantada y llegaba mejor, pero eso desgasta mucho y sobre todo a estos niveles", añadió.
"Ella siguió su plan y a mi me faltó igualar. Ha jugado a un nivel muy extremo, a mi forma de ver", admitió Suárez, campeona de este torneo en 2018.
Copa Davis Individual
Precioso homenaje del equipo argentino de tenis a Maradona
HACE 3 HORAS
"Hoy me ha faltado estar al nivel de ella y cuando esta gente está a estos niveles es por algo. No es de un día para otro", dijo Carla, que durante el partido se la vio enfadada consigo misma, mientras hablaba con su técnico Marc Casabó.
"Teníamos la idea y veíamos lo mismo, pero a mi me faltaba tiempo, porque ella estaba jugando muy cerca de la línea y yo, nada más terminar de sacar tenia la bola encima y no me daba tiempo de prepararme, ni de abrir la pista y que ella corriera. Iba a remolque y cuando se van en el marcador juegan muy sueltas y van muy cómodas", dijo.
Suárez tiene ahora fijadas citas en los Premier de Indian Wells y Miami, y luego en las finales de la Copa Federación en Budapest. Madrid aparecerá después en su calendario, y quizás cuelgue la raqueta en el Abierto de EE.UU. "Me parecería bonito", adelantó a EFE.
Pero de momento está fuera de la lista para los JJ.OO. aunque le encantaría poder participar en un evento como este por cuarta vez. "No voy a cambiar el calendario, tengo de momento Indian Wells y Miami para poder sumar, y luego Budapest, y si lo hago bien tengo bastantes posibilidades porque luego en Madrid solo defiendo un partido" dijo sobre sus cuentas para acudir a la cita olímpica.
"Siempre hay tiempo a ultima hora de apuntarse a un torneo pequeño pero en principio el calendario es este", señaló la española que se despidió de Doha con cierta melancolía.
"Son momentos especiales, es un torneo que me gusta, se está muy cómoda y he tenido la oportunidad de jugar muchas veces y de ganarlo en una, pero al final eso se sabía y no voy a volver", comentó. "He tenido la suerte de que me pongan hoy en la central donde se disfruta mucho más, y estoy contenta de haber podido dejar mi huella aquí", finalizó Carla Suárez.
Tenis
Sandgren, al estilo Djokovic: Descalificado tras un bolazo a un juez de línea
HACE 8 HORAS